Bill Evans; en los subsuelos del ritmo

15 de Septiembre de 2021

Bill Evans es el héroe secreto de la mayoría de los pianistas de jazz. Algunos, obligados por la circunstancia, anunciaron ignorar su influencia. Otros se rindieron a lo evidente; desde fines de los años cincuenta no les fue posible sustraerse al mensaje de Evans. El pianista indicó una dirección que excedía los términos estrictamente musicales para adentrarse en los pantanos emocionales de cada cual. Toda su vida estaba en cada nota. Y su vida fue desdichada, marcada por la angustia y sus representaciones simbólicas.

Aunque su "estilo" es de imposible resumen, Miles Davis probó con el de Bill Evans y se aproximó a una certeza: "Bill toca en los subsuelos del ritmo". Adjetivos sí pueden colocarse al resultado de su actitud ante y frente al piano: pudor, introversión y hasta timidez. 

En los veinticuatro años que se sucedieron entre la primera grabación a su nombre ("New Jazz Conceptions"), y la última, cuya fecha y contenido permanecen en algún archivo, nunca Evans cedió a los reclamos del "show business". 

El 15 de septiembre de 1980, Bill Evans murió a los 50 años. Hasta el 9 de septiembre había estado tocando en un célebre local de Nueva York. 

Bill Evans significó la libertad inteligente, la creación sin más límites que la responsabilidad y el respeto a uno mismo. Su "llama tranquila. Las notas que se vierten como límpidas cascadas de cristal" (Miles Davis dixit) eran el ideal de la invención. Pero no se trataba de un método, provenían del espacio de la observación y el oído total que escucha la naturaleza de las cosas.

Te invitamos a disfrutar, en el siguiente enlace, con su espectacular talento. Feliz día.